viernes, 2 de julio de 2010

YOUR LOVE M YDRUG

¡Es tan fácil decir nunca volveré a drogarme! ¡Tan fácil decir, nunca volveré a beber, nunca volveré a fumar, nunca volveré a verle ni a hablarle! ¡Tan fácil!
¡No volveré a tropezar con la misma piedra!

Pero nunca es fácil cumplir con esa promesa no escrita.

No hay comentarios:

Publicar un comentario